¿Qué debo hacer cuando estoy en un proceso?

La biblia está llena de consejos y la palabra de Dios nos da esperanza aún cuando creemos que no hay salida. Es por eso que cuando pases por un proceso no salgas a buscar consejos en tu familia o amigos. Porque aunque ellos quisieran aconsejarte bien; no tienen el discernimiento de Dios.

Y recuerda sobre todo que de buenas intenciones está hecho el camino hacia el infierno. En el libro de Isaías 43:2 BLP está escrito:

2 Si cruzas las aguas estoy contigo, si pasas por ríos no te hundirás, si pisas ascuas no te quemarás, la llama no te abrasará.

orar
La oración te hará salvo.

Esto no significa que no habrá problemas significa que podrás superarlos. De los problemas se sale con fortaleza y con fe, porque solo Dios salva. Pon tu confianza en Dios y la fe en nuestro salvador. Cuando te sientas superado por los problemas, ponte de rodillas en un lugar cerrado y ora. Tu padre que te vé en lo alto te recompenzará en público.

No tengas miedo cuando todo parece ir mal. El enemigo te azota con más fuerza cuando estás a punto de recibir una bendición de Dios. Y lo más importante hermano: Hay cosas que le pides a Dios que por más que ores no las verás. No es que Dios no te escucha. Es que hay cosas que tú vez con ojos humanos. Pero Dios es pasado, presente, y futuro y lo que sea para tu mal aunque tu creas que es para bien el señor no te lo concederá.

Porque te ama tanto Dios que todo lo que no sea para bien Él lo apartará de tu camino. Puedes estar seguro que lo que Dios quiere para ti es superior mil veces a lo mejor que puedas imaginar para tu vida. Por eso cuando ores, cuando estés en tribulación dile al Padre después de agradecer por la vida y de alabar su gloria.

Padre amado tu sabes cuáles son mis necesidades. Hágase tu perfecta voluntad en mi vida y en las vidas de mis seres queridos. Tu conoces mis más íntimos deseos pero hágase tu voluntad y no la mía. Porque estoy seguro(a) de que lo que quieres para mí es mejor que todo lo que yo puedo imaginar.

Dejo en tus manos mi vida, mis sueños, mis aspiraciones. Tuyos son los tiempos padre y yo en ti espero confiado(a)

La oración es el arma más poderosa que existe para vencer cualquier batalla. No lo olvides en el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo.

Amén

El poder de la oración te salvará

Ora

El camino hacia la fe hermanos está lleno de tropiezos. La vida de un Cristiano; sobre todo la de los que empiezan el largo camino hacia  la salvación está lleno de dolor, incertidumbre. El principio del camino hacia la vida eterna está lleno de oscuridad y en ese oscuro camino la única luz que tenemos es a Cristo.

Muchos no soportan las adversidades ni las pruebas y eligen ir por el camino más sencillo. Pero el momento más oscuro hermanos es el que está prediciendo que nuestro triunfo está al doblar de la esquina. Cuando nos sintamos cansados o enfermos no es el momento para abandonar la fe.

 Cuando nos traicionan y nos roban las personas que más amamos, no es el momento para abandonar la fe. Es el momento de orar más, de pedirle al señor fuerzas para levantarte y continuar. El señor conoce nuestras necesidades, el no pondrá una carga sobre ti que no puedas soportar.

Mientras más grande sea tu sufrimiento, mayor será tu victoria. Persevera en tu Fe. El señor va a restablecerte con gran poder como hizo con Job un siervo fiel que fue tentado y perdió en un día todo lo que tenía; sus hijos, su casa, su ganado, a sus amigos. Incluso su carne fue atacada por enfermedades malignas.

Pero Job nunca perdió la fe y terminados los días de su prueba el señor lo bendijo con mucho más de lo que tenía. Las pruebas siempre estarán ahí hermanos. Porque el demonio anda como león rugiente porque sabe que tiene poco tiempo.

Este mensaje es para ti que estás quebrantado ¡ persevera porque tu milagro está cerca!¡ Ora más fuerte que nadie va a arrebatarte lo que Dios tiene para ti. Alza tu voz y dile a ¡Dios yo estoy contigo a pesar de las dificultades, tu eres mi roca y mi fortaleza y no me voy a rendir!

Tu milagro está cerca hermano, lo puedes sentir en tu piel. No desmayes que Dios está viendo tu sufrimiento y está preparando una gran sorpresa para tu vida.

Alabado Sea el nombre de nuestro señor Jesucristo.

En esta hora declaro sanidad en el nombre de Jesús para todos los hermanos quebrantados de cuerpo que están recibiendo esta palabra. Oren hermanos para recibir el milagro de la salud. Declaro sanidad para el que está leyendo este mensaje y no sabía que se iba a encontrar con la gloria de Dios en esta página.

 Declaro que Dios está contigo dispuesto a librar batalla por tu salvación y que es el momento de seguir el camino hacia la vida. Orar es el arma para vencer toda contradicción.

 Si te sientes triste, ora. Si estás enfermo  ora. Si sientes que el demonio te persigue Ora porque la oración es tu arma y tu salvación. Y donde prevalece el nombre de Jesús no habrá demonio, enfermedad o contradicción que prevalezca

Alabado sea el nombre del señor. Esta es la respuesta a lo que estabas esperando. La oración te hará salvo en el nombre de Jesús.

El séptimo día. Día del reposo.

god-rested

El séptimo día. Génesis capítulo 2:1-3

1)Así fueron terminados los cielos y la tierra y todos sus ocupantes. 

2) El séptimo día Dios había terminado la obra que hizo, y reposó en el séptimo día de toda la obra que había hecho.

3) Por eso Dios bendijo y santificó el séptimo día, porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la creación.

Los seguidores del Señor deben entender la importancia simbólica de este día. Dios lo declaró santo. Por tanto debemos abstenernos de hacer todo tipo de trabajo en este día que nuestro creador santificó. Así mostramos sumisión y acatamiento a la palabra divina y seremos gratos  a los ojos del Dios viviente.

¿Tienes que trabajar en sábado porque necesitas más dinero?

En la actualidad con los problemas de trabajo que existen es difícil para muchos dedicarle este  día al creador. Otros por posición y dinero obvian el mandamiento. El camino hacia la vida no está hecho de decisiones fáciles. Si puedes dedicar este día al señor te será de más provecho que si trabajaras con doble paga. La obediencia a altísimo trae honra y provecho.

Si deseas agradar al señor ora sinceramente. Pide ayuda desde el fondo de tu corazón a Dios. Muéstrale tu sincero deseo de cumplir con su mandato de respetar este día santo. Él es el único que conoce todas las respuestas. Ninguno de tus problemas son desconocidos para él.

La Fe te hará libre y salvo.