Dios es la fuente de los milagros y el protector de los que le aman.

milagros

Dice El Señor en Isaías 43: 18-25 No os acordéis de las cosas pasadas; ni consideréis las cosas antiguas. He aquí que yo hago una cosa nueva; pronto surgirá ¿No la conoceréis? Otra vez os haré un camino en el desierto y ríos en el sequedal.

Estas palabras de Dios reafirman su promesa, de que los milagros continuarán para demostramos que Él siempre estará con nosotros. Porque aun cuando el pueblo de Israel presenció todos los milagros que Jehová hizo para sacarlos de Egipto endurecieron su corazón. Y lo hicieron enojar con su incredulidad. Por eso toda una generación fue condenada a morir en el desierto, sin ver la tierra prometida.

Dios es la fuente de los milagros.

Los animales del campo me honrarán, también los chacales y los avestruces. Dice El Señor: Porque daré aguas en el desierto y ríos en el sequedal para dar de beber a mi pueblo escogido. Este es mi pueblo que yo he formado para mí; ellos proclamarán mi alabanza. Sin embargo, no me invocaste Jacob, sino que te cansaste de mí, oh Israel.

No me trajiste corderos como tus holocaustos, ni me honraste con tus sacrificios. No te hice servir con ofrendas ni te fatigué con incienso. No compraste para mi caña aromática por dinero, ni me saciaste con el sebo de tus sacrificios. Más bien me abrumaste con tus pecados; me fatigaste con tus iniquidades.

Yo Soy, Yo Soy el que borro tus rebeliones por amor, de mí y no me acordaré más de tus pecados. Una vez más Dios nos da una nueva oportunidad para redimirnos. A pesar de nuestros pecados, de nuestras rebeliones y de la iniquidad que mora en nuestros corazones. Él está dispuesto a borrar nuestras trasgresiones y a perdonar nuestros pecados. Los milagros que presenciamos a diario son para recordarnos que nuestro Dios es el mismo hoy y siempre.

Porque no hay nadie como Él tan dado a la misericordia y al perdón. No le creas al enemigo cuando te diga que no hay vuelta atrás. No hay pecado que Dios no pueda perdonar por horrible que sea, si el arrepentimiento es verdadero. El día grande y terrible del Señor está cada vez más cerca.

Las trampas y el odio del enemigo son cada vez más sofisticadas. Ármate con la palabra del Señor y que tu fe sea el escudo para defenderte del enemigo. En Dios está la victoria.

Autor: novarosales

Amo la redacción y me hace feliz que aquí, encuentres la respuesta a lo que buscas. Este es el oráculo, todas tus dudas serán respondidas. ¿Algo te preocupa y te quita el sueño?¡Pregúntame! Te sorprenderá constatar que Dios tiene todas las respuestas que necesitas. No todas las respuestas serán lo que quieres oir pero si serán lo que necesitas para sanar y empezar de nuevo un camino mejor donde te esperan cosas maravillosas. Decídete a preguntar ¡ Te espero!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s